Hoteles-Cordoba.es
Guias.travel
Los mejores precios y la mayor variedad de hoteles en Cordoba 
CENTRO DE CÓRDOBA


El centro de Córdoba aloja sitios como la Plaza de las Tendillas, la Iglesia de San Nicolás de la Villa, el Gran Teatro, los Jardines de la Victoria, la Colegiata de San Hipólito, la Iglesia de San Miguel, el Cristo de los Faroles (en la Plaza Capuchinos), la Plaza Colón, el Palacio de la Diputación, la Torre de la Malmuerta, el Templo Romano, la Plaza del Potro, la Posada del Potro y el Hospital de la Caridad.

Todos estos sitios forman parte de la esencia de Córdoba, cada uno con sus rasgos distintivos, embellecen y le dan color a este maravilloso enclave cultural y artístico.

Lugares que no debes perderte

La Plaza de las Tendillas
Se destaca por ser el destino elegido para las celebraciones más importantes de la ciudad, como manifestaciones, discursos, eventos deportivos y conmemoraciones. En ella es posible visualizar el monumento al Gran Capitán y fuentes a nivel del suelo que flanquean dicha estructura.





La Iglesia de San Nicolás de la Villa
Fue construida a principios del siglo XIII durante el periodo fernandista aunque se reedificó en el s.XV. Es una estructura que combina un estilo gótico y mudéjar con postulados renacentistas y manieristas. Su torre de fuerte impronta militar es a primera vista la parte que más llama la atención de esta parroquia y es considerada una de las más lindas de todo el conjunto de iglesias que mandó a construir Fernando III. Se ubica en la Avenida del Gran Capitán.


El Gran Teatro
Fue edificado a fines del siglo XIX y actualmente se caracteriza por alojar a mil espectadores. En el siglo XX fue declarado Monumento de Interés Histórico- Artístico. Desde entonces, el Ayuntamiento de Córdoba se ha hecho cargo. Es un espacio escénico con forma rectangular que cuenta con una gran acústica y que año tras año recibe a las mejores obras a nivel nacional.



Los Jardines de la Victoria
Fueron diseñados a finales del siglo XVIII con el objetivo de crear espacios naturales a las afueras del casco histórico. En su interior se destaca la Caseta de Victoria y su diversidad florar compuesta por aligustre, algarrobo, el árbol del amor, la casuarina, la palmera datilera, el pino canario y la palmera washingtonia.





La Colegiata de San Hipólito
Está conformada por la iglesia con su respectiva torre, la sacristía y un patio que sirve de acceso a dependencias religiosas. Su construcción se inició en el s. XIII pero no se terminó hasta el s XVIII. En el presbisterio se encuentran los sepulcros del Rey Fernando IV y del Rey Alfonso XI, el Justiciero. Asimismo, por su valor cultural, fue declarada Patrimonio Histórico Andaluz. Se ubica en la Avenida del Gran Capitán.


La Iglesia de San Miguel
Fue puesta en pie a fines del siglo XIII. En su entrada se destaca el rosetón típico de las catedrales góticas y actualmente también por relucir las bóvedas de crucería gótica o los artesonados de madera mudéjar que posee. Se ubica en la Plaza San Miguel.






El Cristo de los Faroles
También llamado el Cristo de los Desagravios y Misericordia, es una infraestructura que se encuentra dentro de la Plaza de los Capuchinos de un diseño muy sobrio. Esta estatua tiene la particularidad de estar alumbrada por ocho faroles que durante la noche lo transforman en un sitio único para disfrutar de su vista.




La Plaza Colón
Debe su nombre al Convento de la Merced, lugar donde estuvo alojado Cristóbal Colón a la espera de la conquista de Granada por parte de los Reyes Católicos. Se caracteriza por contener en su interior jardines con diversos tipos de plantas y por alojar un monumento que reconoce a la mujer cordobesa.





El Palacio de la Diputación
Es sin lugar a dudas el máximo exponente del arte barroco en la ciudad. En ella se destaca su fachada de gran tamaño, la escalera principal, varios patios, sobresaliendo el principal, de mármol, con una fuente central, amplias arcadas y excelentes balcones. Se ubica en el campo de la Merced.





La Torre de la Malmuerta
Fue construida a principios del siglo XV, sobre una construcción islámica y está unida a la muralla por un arco de medio punto. Se distingue por ser uno de los sitios más místicos de Córdoba. La leyenda data que fue puesta en pie por un noble en conmemoración al injusto asesinato de su esposa. Además se encuentra en ella una inscripción, casi borrada, que forma parte de la historia local.



El Templo Romano
Se encuentra en la intersección entre la calle Claudio Marcelo y Capitulares. Este santuario rescatado gracias a excavaciones arqueológicas tiene un dimensión de 35 metros de largo por 16 de ancho, lo que permite que los visitantes se sorprendan con semejante estructura.





La Plaza del Potro
Se ubica próxima al río Guadalquivir y debe su nombre a la figura del potrillo que descansa sobre la fuente que preside la plaza. En sus inicios funcionó como un lugar de encuentros, de compra-venta de ganado y de artesanías. Asimismo, esta plaza es reconocida mundialmente ya que aparece descrita en El Quijote, obra maestra de Miguel de Cervantes.




La Posada del Potro
La antigua posada del siglo XV, de patio central, con dos plantas con balcones en la más alta, conserva sus paredes blancas, sus barandas y techo de madera y sus habitaciones. Desde el año 2005 se puede disfrutar en ella la Casa Museo de Fosforito o Casa del Flamenco.





El viejo Hospital de la Caridad
El antiguo hospital hoy en día alberga dos museos: Bellas Artes de Córdoba y Julio Romero de Torres. El primero muestra obras de los artistas cordobeses más influyentes. Todos los trabajos expuestos, tanto pinturas como esculturas, llegaron al Museo de Bellas Artes gracias a las numerosas donaciones. El Museo de Julio Romero de Torres fue inaugurado por sus familiares tras la muerte del pintor. El artista es considerado ciudadano ilustre de la ciudad, sus obras resaltan la belleza de Córdoba y sus alrededores, también de las mujeres cordobesas.
Hoteles-Cordoba.es